En Quelibroleo estamos leyendo ‘La hija de la criada’

La difícil elección entre el amor y el sentido del deber, entre la amistad y las convenciones sociales en las áridas llanuras de Suráfrica. Corre el año de 1919. Cathleen se traslada a Suráfrica, al duro y desértico Karoo, para casarse con su prometido al que no ha visto en cinco años. Pero el matrimonio no va a resultar como había soñado…

En Quelibroleo estamos leyendo ‘La hija de la criada’

Aislada en un entorno inhóspito, Cathleen encuentra consuelo en escribir su diario y en criar a sus dos hijos, Philip y Rose. También a Ada, la hija de su criada, a la que enseña a leer y a tocar el piano, a amar a Chopin. Todo se verá alterado cuando Ada descubre que está embarazada, que espera un hijo mulato en un país que no admite las relaciones entre blancos y negros. Ada se escapa al sentir que ha traicionado a Cathleen. Despreciada y marginada por ambas comunidades, tiene que luchar por su supervivencia y la de su hija. La música, y Cathleen, serán sus refugios.

La hija de la criada es una deliciosa y emotiva novela, cargada de sentimientos, que retrata con hondo detalle el drama y la desolación de dos mujeres de implacable valor cuya profunda amistad les lleva a superar las inhumanas convenciones sociales de una época y los peligrosos límites de la segregación. Una historia que nos enseña que más allá de la crueldad humana perdura el amor y la esperanza.

Opinión Quelibroleo:

Novela ambientada en Sudáfrica, entre los años 30 y finales del siglo XX, que relata las vivencias de Ada Mabuse, la hija de la criada y narradora de la historia. Ada es una niña de piel oscura destinada a servir y ser leal a una familia blanca, sin embargo, los estragos de la II Guerra Mundial y la política de segregación racial, que tuvo como consecuencia el apartheid, los distanciarán.

Ada es una privilegiada, pues la señora Cathleen la ha considerado como una hija, además de enseñarle a leer, escribir y tocar el piano, lo que le permitirá ser consciente del conflicto político-social en que vive la región. La tierna e inocente Ada deberá madurar y reunir valor para sobrevivir; junto a ella, el lector será testigo de hechos reales, como el establecimiento paulatino de las leyes que otorgaron cuerpo y “normalidad” a la discriminación de negros y mulatos frente a los blancos, los disturbios de Soweto o el origen de la emblemática figura de Nelson Mandela.

Una lectura muy recomendable, de carácter intimista, sencilla, y contada en dos tiempos, conjugando pasado y presente, los recuerdos de Ada y los esbozos del diario personal de Cathleen.

La hija de la criada en Quelibroleo

Dolors Martínez
Quelibroleo.com



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *